Blogia
politicachina

Pekín y Taipei acercan posiciones

Pekín y Taipei acercan posiciones

La victoria del partido nacionalista de Taiwan, Kuomintang (KMT), en las elecciones presidenciales celebradas en marzo comienza a dar sus frutos. Pekín y Taipei se han comprometido a enterrar la tensión que han mantenido en la última década y reanudarán el diálogo. Los primeros objetivos serán establecer conexiones aéreas directas y permitir a los turistas del continente viajar a la isla. Como en anteriores ocasiones, se prima los contactos económicos entre ambas partes.

El acuerdo fue alcanzado durante la visita, calificada de histórica, que Wu Poh-hsiung, presidente del KMT, está realizando a la China continental. Ambas partes dejan atrás los recelos que marcaron el mandato del anterior presidente de Taiwán, el independentista Chen Shui-bian, del Partido Democrático Progresista (PDP).

El anuncio de la cumbre bilateral, que tendrá lugar entre el 11 y el 14 de junio, se produce tras la reunión mantenida el miércoles entre Wu y el presidente chino, Hu Jintao, la de más alto nivel entre ambas partes desde que China y Taiwán se separaron en 1949.

Pekín y Taipei tuvieron contactos regulares tras el llamado consenso de 1992, por el que cada lado podía interpretar el concepto de una sola China a su manera. El diálogo se rompió en 1999, cuando Pekín consideró que Taiwán se inclinaba hacia la independencia. China sostiene que la isla es parte irrenunciable de su territorio y ha amenazado con recuperarla por la fuerza. La elección en marzo de Ma Ying-jeoug, candidato del KMT, más cercano a Pekín, como presidente de Taiwán, ha mejorado las relaciones.

Ma barrió a Frank Hsieh, del PDP, con la promesa de aumentar los intercambios económicos con el continente, y dejó claro que no buscaría la secesión. Pero también afirmó que no discutiría durante su mandato la unificación. Buscó así las simpatías de los taiwaneses, orgullosos de su prosperidad, de su régimen democrático y de la independencia de hecho de la que goza la isla, pero a la vez deseosos de mantener buenas relaciones con China. Las últimas elecciones en Taiwán, no tuvieron como tema principal la unificación o independencia política de la isla, sino que, tuvieron como base argumentativa acabar con una crisis económica y una falta de transparencia administrativa. Aunque no hay que infravalorar estos contactos, tampoco debemos pensar que es el camino hacia la unificación.

Excepto unos pocos vuelos chárter durante las fiestas de Año Nuevo, no hay enlace aéreo directo entre China y Taiwan. Por otro lado, Taipei restringe con celo la entrada de visitantes chinos. El objetivo ahora es permitir la llegada de 3.000 turistas al día desde el continente.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

2 comentarios

Cayita -

Ojala las relaciones vayan mas alla de la fachada de este agno y no vaya a haber problemas en el futuro con amenazas del pasado.

dolores -

esperemos que las buenas relaciones sean buenas para las dos partes
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres